Lluvia de ideas para un brainstorming en equipos globales


Muchas organizaciones y equipos utilizan al “brainstorming” (lluvia de ideas) como mecanismo central para generar nuevas ideas. Y para obtener mejores resultados, se suele afirmar que mientras más diverso sea el grupo, mayor es el potencial de ideas innovadoras. Bueno, no siempre resulta de esta manera de acuerdo a un artículo del HBR.

El brainstorming encaja mejor con algunas personalidades y culturas que con otras. Aquellos extrovertidos que “piensan en voz alta” y algunos occidentales que han crecido en un contexto educativo que exige la participación en clases, suelen sobresalir en las sesiones de brainstorming. Sin embargo, algunas personas de otras partes del mundo, crecieron en aulas donde se enseñaba a pensar antes de hablar y a evitar sobresalir con ideas originales. Como resultado, muchas personas se retraen en las sesiones de brainstorming y no expresan casi nada.

De acuerdo a un estudio realizado por el Cultural Intelligence Center, en más de 55.000 profesionales de 98 países, existen varios desafíos que enfrentan los equipos globales a la hora de gestionar una sesión de brainstorming: Sigue leyendo