Luces y sombras para los expatriados en América Latina


Elegir el destino adecuado para mudarse a otro país, puede ser una ardua tarea para un futuro expatriado y su familia. La elección dependerá en gran medida de si las razones de la reubicación son meramente financieras, una mejora en el balance de vida, una mayor estabilidad laboral, estudios universitarios, o cualquiera de las tantas que existen. Si tan solo hubiese alguna encuesta a los expatriados del mundo que nos cuenten sus experiencias en sus distintas ubicaciones… Buenas noticias, ¡sí lo hay! Sigue leyendo

La agridulce experiencia de vivir un choque cultural


Luego de haber vivido en 4 países y trabajado con expatriados por más de 10 años, muchas personas me hacen preguntas como: “¿Qué es lo más difícil de vivir en otro país? ¿Es inevitable caer en una etapa de choque cultural? ¿Podré adaptarme?” Las respuestas, como pueden imaginarse, no son sencillas ni únicas ni precisas.

En nuestras sociedades, cruzar las fronteras se ha vuelto un acto rutinario. Ya sean fronteras nacionales, fronteras de una ciudad o incluso las fronteras invisibles que pueden sentirse al moverse de una escuela a otra o de un barrio a otro; existe una alta probabilidad de que experimentemos diferentes grados de estrés, ansiedad y fatiga. Esto suele definirse como “choque cultural” (shock cultural), aunque quizás el término “estrés de aculturación” sea más acertado. Sigue leyendo

¿Estás listo para negociar una expatriación con tus hijos?


Vivir en otro país puede ser una maravillosa experiencia que una aún más a toda la familia. Sin embargo, en muchos casos suele suceder lo opuesto, ya que los miembros familiares son retirados de sus escuelas, trabajos, amigos, etc. No sorprenden los resultados de los estudios que afirman que la felicidad del cónyuge y los hijos en el exterior (en caso de que hubiesen) puede tener una influencia decisiva, positiva o negativa, en el éxito de la asignación internacional. La vida del expatriado se encuentra estrechamente vinculada con las vidas de sus seres queridos, y su felicidad y su bienestar están atados a las de ellos. Por esto, mientras pienses sobre la decisión de si tú y tu familia deberían reubicarse para una asignación internacional, deberías considerar las formas en las que tu vida personal y la de tu familia (y en especial la de tus hijos), puede verse afectada.

No existe un patrón de reacción de los hijos ante la sugerencia (o la noticia) de mudarse a vivir a otro país. De hecho, en nuestra experiencia trabajando con expatriados hemos escuchado todo tipo de respuestas, desde quienes se lo toman naturalmente hasta quienes ponen el grito en el cielo. La siguiente publicidad de Arcor logra captar la tensión en los padres en el momento de comentar la noticia. La reacción de los chicos fue más que oportuna: Sigue leyendo

Las 14 preguntas que promueven una expatriación exitosa


Una asignación internacional es un juego de alto riesgo, pero justamente esto es lo que la convierte en un juego potencialmente muy redituable. Para la empresa constituye un recurso excepcional para la ejecución de su estrategia global y para el desarrollo de sus profesionales; en la cual suelen invertir más de lo que dicen sus registros. Para el expatriado constituye una experiencia de vida insuperable, capaz de establecer un hito en su desarrollo personal y profesional. Tanto la empresa como el expatriado, suelen estar motivados por propósitos diferentes; sin embargo, comparten un interés común considerando la magnitud del acontecimiento: que la expatriación sea un completo éxito.

Al igual que hace un tiempo reflexionábamos sobre aquellas preguntas que nos llevan hacia una mayor efectividad en contextos multiculturales, queremos presentarles las preguntas que generan reflexiones, tanto para el expatriado como para las empresas, que contribuyen a maximizar las oportunidades de éxito en una expatriación. Sigue leyendo

Una asignación internacional no es para cualquiera


Aceptar una asignación internacional es una decisión de vida sumamente trascendental, de esas que van a cambiar tu vida y la de tu familia para siempre. El sólo prospecto de una asignación internacional suele ser tan emocionante como perturbador: ¿Impulsará o detendrá mi carrera profesional? ¿Cómo afectará a mi vida y a las personas que amo? ¿Estoy suficientemente preparado para triunfar en un país diferente? Cualesquiera sean las respuestas, una cosa es bien clara: las asignaciones internacionales no son adecuadas para todos o para cada familia.

Muchas personas que han aceptado asignaciones internacionales se han encontrado con una vida mucho más rica, y han reportado gran satisfacción personal por haber invertido tiempo en vivir y trabajar en otro país. Pero aun así, es importante que los profesionales consideren todos los temas que los afectarán a ellos y a sus familias antes de reubicarse a otro país. De acuerdo a un artículo publicado en la Harvard Business Review, de 82 líderes consultados, el 32% rechazó una asignación internacional porque no quería reubicar a sus familias y un 28% por preservar a sus matrimonios. Hay tantos motivos para aceptar una asignación internacional como para rechazarla, lo importante es informarse adecuadamente para tomar la decisión correcta. Sigue leyendo

¿A quién mandamos para dirigir la nueva oficina en Perú?


Los directivos del departamento de RRHH de una corporación internacional estadounidense, se encontraban enredados en un debate del que no disponían muchas herramientas para fundamentar. La sede regional de la firma tenía base en Argentina y desde allí se lideraban las operaciones en varios de los países de la región. En ese momento, se encontraban en el proceso de selección de un profesional para iniciar las operaciones de la empresa en Perú, país que iba a representar su 6ta presencia en la región. Sin haber participado formalmente en ningún proceso de selección para asignaciones internacionales, la gerente de RRHH, el gerente de reclutamiento y la gerente de desarrollo se encontraban debatiendo entre 3 opciones:

  1. Opción 1: Enviar en la asignación internacional a un empleado con experiencia de la firma. Sin haber abierto un proceso formal, contaban con 2 auto-postulados de alto perfil en la empresa:
    1. Candidato 1: Nicolás. Su trayectoria en la firma había sido particularmente notable. Había liderado con éxito varios proyectos de mucha exposición en la firma. A pesar su joven edad, Nicolás contaba con una fuerte personalidad y mucha seguridad en sí mismo.
    2. Candidato 2: Romina. Gerente del área de Marketing de la empresa, quizás era la persona que mejor entendía los desafíos propios del negocio. Hacía tiempo que buscaba una oportunidad de salir del país y cuando escuchó sobre la búsqueda, no dudó un segundo en mover sus influencias.
  2. Opción 2: Contratar a un peruano. Para ello seleccionarían una agencia peruana que facilite el proceso de selección en el país. Esto implicaba una larga e intensa inducción del nuevo reclutado, muy posiblemente en Argentina.
  3. Opción 3: Abrir un proceso de selección para asignaciones internacionales formal que les permita seleccionar al candidato ideal y mejor preparado. Sigue leyendo

Ese extraño y distante lugar llamado “casa”


¿Dónde es “casa” para ti? ¿Es el lugar dónde se encuentran tus amigos y tu familia? ¿Es el lugar dónde has pasado la mayor parte de tu vida? ¿Es el lugar dónde te sientes a gusto? ¿Es donde se encuentran tus pertenencias? Quizás la respuesta sea una sola para aquellas personas que sólo han vivido en un único país toda su vida. Pero el tema se torna un poco más complejo para aquellas personas que han experimentado la vida de expatriado en algún momento de sus vidas.

Una popular red de profesionales integrados a una vida global, abrió la caja de pandora al consultar sobre las desavenencias de los expatriados y la ausencia de un “hogar”, en el sentido tradicional de la palabra. Muchos expatriados que han pasado ya un tiempo en otro país, saben para sus adentros, que a pesar de los emocionantes desafíos y aventuras de una experiencia en el extranjero, no se encuentran en el lugar donde se quedarán para el resto de sus vidas. Sigue leyendo

Algo de estrategia para las asignaciones internacionales


Entre todas las oportunidades vivenciales que pueden ofrecer las empresas a sus profesionales, las asignaciones internacionales se encuentran entre las de mayor potencial de desarrollo. Esta herramienta constituye un excelente método para establecer nuevas redes, desarrollar habilidades de liderazgo global, incrementar las posibilidades de negocios y aumentar los ingresos de la compañía. Sin embargo, con solo etiquetar a una asignación internacional como de “desarrollo”, no es suficiente. Basta con que preguntes en tu organización qué tan estratégicamente se están gestionando las asignaciones internacionales, para darte cuenta de que aún resta mucho por trabajar.

El punto de partida para lograr una gestión estratégica de las asignaciones internacionales son las siguientes preguntas:

  1. Dentro de tu población de asignados internacionales, ¿sabes a quiénes tienes, dónde y por qué?
  2. ¿Qué se le pide que logre a cada asignado internacional? ¿Qué se le pide que desarrolle? (si es que se le pide algo)

Las empresas que pueden responder ágilmente a estas preguntas, tienen alineados los objetivos de desempeño de sus asignaciones internacionales con su estrategia de negocios a nivel internacional. Sigue leyendo

10 tipos de expatriados para una misma experiencia


La experiencia de vivir en el exterior, ya sea por 3 meses o por 30 años, suele ser tan profunda y única que impacta directamente en la propia personalidad. Uno nunca sabe exactamente a qué tipos de desafíos se estará enfrentando, pero algo es casi seguro: las diferentes experiencias e intenciones que uno tenía antes de llegar al país de destino, se mezclan con una vida nueva, contribuyendo a una eventual metamorfosis de identidad. Tom Johnson ofrece un análisis algo sarcástico pero muy entretenido, de los 10 tipos de expatriados que se ha encontrado a lo largo de su experiencia de vida en el extranjero.

1. El depresivo del ropero

De día, este expatriado es tan alegre como una flor primaveral. Pero de noche, cuando está sólo en casa y las ventanas y las puertas se cierran, empieza a mirar hacia la esquina del piso. Siempre que lo encuentras, lo vas a ver sonriendo, no porque esté fingiendo felicidad, sino porque no quiere arrastrarte en su depresión. Su depresión es demasiado personal y profunda como para compartirla. Suele mentirse a sí mismo sobre su situación hasta convencerse, aunque sea temporalmente, de una dicha internacional. Quizás lo encuentres en su casa, meditando en un triste silencio, pensando en lo maravilloso que es estar en una nueva cultura.

2. El pluralista cultural Sigue leyendo

La vida de tus sueños puede no estar en casa


Cuando las personas se aventuran en la búsqueda de su trabajo ideal, por lo general sólo se limitan a buscarlo en el mercado laboral local… ¿y qué pasa si el trabajo de tus sueños se encuentra en otra ciudad… o en otro país?

Muchas personas estarían dispuestas a perseguir tales oportunidades por más que se encuentren en otro país. De hecho, según un estudio realizado por careerbuilder.com y apartments.com y conducido por Harris Interactive, el 59% de los empleados afirman que estarían dispuestos a reubicarse en otra ciudad de su país por un nuevo trabajo y el 44% dice que lo harían a otra provincia, país o región.

Dependiendo de tus objetivos profesionales y dónde vives actualmente, tu mejor oportunidad de encontrar un trabajo y lograr una carrera gratificante, puede estar en otro país. Sin embargo, la decisión de reubicarse en otro país, no siempre es la mejor opción para todos. Antes de tomar una decisión de esta magnitud, te recomendamos considerar estos 5 elementos: Sigue leyendo